Home / fanfics / Inicia una nueva vida Capítulo 59

Inicia una nueva vida Capítulo 59

Malas Compañías.

Te –Siento que este whisky está muy ligero.
Nl –Cuantas copas llevas?
Te –No lo sé 6 tal vez.
Neal se quedo pensando por un momento y confirmo sus sospechas de que en otras ocasiones las bebidas que daban a Terry habían sido adulteradas.
Louis y Penélope comenzaron a tender las redes de su engaño para que los amigos ricos de Terry invirtieran dinero en sus falsos proyectos.
Stear fingía que tenia copas de más y que participaba en la plática de dinero, Archie solo asentía a lo que escuchaba y Neal, se negaba a todo, asiéndose el necio, Albert por su parte tal vez un poco más ecuánime aunque aparentemente embriagado, conversaba y se interesaba en los proyectos mencionados.
Al –Pues no suena nada mal, porque no nos habías dicho nada de esto Terry?
Te –A mi no me interesan los negocios, y tú tienes demasiado trabajo, no pensé que te interesara algo así.
Pb –Pero todo buen negocio resulta atractivo, a demás a quien no le gustaría tener más de lo que ya se tiene.
Ar –Si, yo opino lo mismo.
Nl –Pero más dinero es más trabajo, no, yo no quiero más trabajo.
St –Pues si hay maquinas de por medio yo si me intereso.
Al –Hay algún limite en la inversión?
Ld –No claro que no, el que más invierta tendrá más acciones, es mas se me ocurre que todos ustedes pueden ser dueños a partes iguales.
Nl –No yo no quiero más trabajo
Ar –No seas flojo primo, es más dinero, a mí sí me gusta
Al –Me gustaría ver los papeles y saber qué seguridad tiene este negocio.
Ld –Seguridad?
Al –No se arriesga el dinero sin tener quien responda por el
Ld –Acaso usted desconfía de mí, porque si es eso, podemos terminar el tema
Te –Tranquilízate Louis.
Pb –Ya todos hemos bebido demasiado, será mejor que mañana hablemos estando más tranquilos.
Al –Tiene usted razón, creo que es un buen momento para retirarnos.
Pb –Pero no pueden irse, aun es muy temprano.
Nl –No, no nos vamos.
Ar –Mejor si, mi hermano ya se quedo dormido.
Al –En ese caso nos retiramos, vamos Terry.
Ld –Terry puede quedarse, de cualquier forma mañana iremos a su casa
Te –Seria una descortesía de mi parte dejarlos solos, será mejor que me vaya.
Todos se levantaron y aun fingiendo se dirigieron al coche, ya dentro de él se hicieron los dormidos para que Terry no sospechara nada.
Te –Me siento mal por Neal, no fue buena idea traerlo
Al –El ya es mayor, sabe lo que hace con su vida.
Te –Pero aun así, no debimos dejarlo beber…
Neal escuchaba las palabras de Terry y agradecía su preocupación prometiéndose corresponder a su amigo.
Cuando llegaron a la casa Beiker bajaron y entraron, cada uno subió a su habitación y…
Ca –Albert?
Al –Si amor, ya regresamos.
Ca –Están bien?
Al –Si, tal vez algo sedientos pero solo eso
Ca –Porque sedientos?
Al –Porque aunque tuvimos varias copas en nuestras manos, ninguno de nosotros probo gota alguna.
Ca –Estas seguro de eso?
Al –Totalmente, es mas no deben tardar en venir, te molesta si hablamos aquí?, será poco tiempo.
Ca –No, está bien
Toc toc
Albert abrió la puerta y Stear y Neal entraron sigilosamente, Archie apareció poco después.
St –Antes que empecemos déjame felicitarte Neal, en realidad llego el momento en que creí que habías bebido de mas.
Nl –Tú crees?
Al –Opino lo mismo, y me sorprendí que fuerza tuviste para resistirte a beber.
Nl –Ya no me interesa, se lo que me hace el alcohol, y ahora tengo mejores cosas en que pensar.
Ar –A si?
Nl –Si, siempre que tengo la tentación o las ganas de beber, saco mi amuleto.
Al –Tu amuleto?, no sabía de eso.
Nl –Es algo muy especial para mí, por ese detalle no he vuelto a tomar.
Ca –Pero que es?
Nl –Recuerdan el 2° cumpleaños de Ángela?, -decía mientras sacaba su cartera –en esa fiesta nos tomaron una foto donde ella me está dando un beso después de morder su pastel, -sonreía al ver la foto, cuando cumplió 3 años, se la mostré y le dije que la quería mucho, ella tomo la foto y dibujo esto detrás de ella.
Neal extendió la foto a Candy y ella la miro, mientras él seguía narrando su historia.
Nl –Cuando Ángela me devolvió la foto me dijo que ella nos había dibujado a ella, a mí y a Eliza y Richard, desde el cielo, y que me quería, desde entonces cada vez que por algo me siento débil, miro esta foto y me da fuerzas para no cometer los errores del pasado.
Todos guardaron silencio, sorprendidos por ver a un Neal tan diferente del que una vez conocieron, hasta que el mismo interrumpió el silencio.
Nl –Bueno, pero tenemos otros asuntos de que hablar.
St –Es cierto, y en cuanto a las drogas en las bebidas, tienes razón, durante la fiesta uno de sus amigos se acerco a Louis mientras entraba a la cocina y le pidió le diera algo de droga.
Iván –Vamos Louis solo un poco, sabes que la necesito.
Ld –No puedo darte nada ahora, a demás no tienes dinero.
Iván –Si es por eso, ahorita robare alguna cartera, y te daré lo que tenga, pero dame algo.
Ld –Sera mejor que te vayas, si haces eso me arruinaras los planes.
Iván –Pero ayúdame, dame algo.
Ld –Toma, pero vete, quiero que salgas ahora mismo.
Nl –Entonces es cierto lo de las drogas, no puedo creer que Terry no se haya dado cuenta.
Ar –Que haremos para decirle la verdad?
Al –No lo sé, si solo se tratara del tal Louis, pero no, cuando hable con George me dio la información que necesitaba de ellos, pedí que me la enviara, tendremos que permanecer unos días más.
Ca –Pero y los niños? No podemos dejarlos tanto tiempo solos.
St –Tal vez ustedes deban regresar.
Ar –Pero Terry sospechara si ellas no se quedan.
Nl –Supongo que tendremos que hablarlo de nuevo con Patty y Annie, y los Wellington.
Después de platicar, y ya cada uno en su habitación en poco tiempo algunos durmieron, y otros lo intentaron, a la mañana siguiente todos bajaron al comedor, inclusive Terry se había levantado temprano.
Te –Buenos días, que tal durmieron? Porque las copas se les pasaron en serio, nunca te había visto así Stear
St –Este, bueno, tu sabes que no solemos beber y pues no tenemos la misma experiencia que tu.
Nl –Por cierto te vez muy bien, no tienes dolor de cabeza?
Te –En realidad uno muy ligero, como antes, nada que un buen desayuno no pueda desaparecer.
Al –Y eso no te parece extraño?
Te –Era otra marca de whiskies, tal vez sea eso.
Nl –Y si no lo es?
Te –Siguen con esa idea, les he dicho que no, que ellos son mis amigos.
St –No empecemos a discutir por tonterías
Ang –Mejor vamos a jugar al jardín tío Terry.
Ke –O platícanos más de los cuentos que haces
Pa –Obras, representa obras de teatro.
Te –Pero son como cuentos
Jajaja
Para antes del almuerzo Penélope y Louis habían llegado y fueron presentados con el resto de la familia.
Ld –No comentaste que también vinieran tus sobrinas.
Te –Ha sí, este par de pequeñas latosas son mis sobrinas mayores, aun faltan muchos de los pequeños.
Pb –Que lindas –decía con cierta cara de falsedad y de no ser muy afecta a los niños.
Annie se dio cuenta de aquella cara y quiso algunas respuestas.
An –Que bueno ver que te gustan los niños, porque Terry quiere tener por lo menos 3 cuando se case, no es así Terry?.
Te –Bueno si, ahora sé que me agradan los niños, pero tanto como tres pues, no lo he pensado.
Ca –Y tú Penélope lo has pensado?
Pb –Niños? No lo había pensado, pensé que Terry no quería hijos, y eso está bien para mí.
Te –Yo quiero una familia, y eso incluye niños.
Pb –Pero nunca lo habías dicho.
Te –Bueno no suelo platicar mucho de eso.
Al –Entonces cambiemos de tema, Louis, trajiste algunos de los papeles que mencionamos ayer?
Pb –Empezaran con los negocios?, no, primero quiero ver mi regalo.
Te –Esta bien lo traeré.
Cuando Terry regreso le dio la caja a Penélope la cual abrió emocionada, pero después algo desilusionada.
Pb –Es lindo, pero no es el collar que yo quería.
Te –Se que querías el de la esmeralda, pero no pude ir al banco en la semana y no contaba con suficiente efectivo, no quise llegar con las manos vacías, así que escogí este para ti.
Pb –Si, pero, no, mejor será que lo devuelvas esperare a que puedas regalarme el de esmeralda.
Ld –Pero no puedes no aceptar un regalo.
Te –Esta bien, si no le gusta, lo cambiare y listo.
Las caras de sorpresa y desagrado fueron algo evidentes hasta que las niñas comenzaron a distraerlos del tema
Después del almuerzo Louis aparto a Terry del resto.
Ld –Recuerda que hoy por la noche tenemos esa fiesta en casa de los Parker
Te –No puedo ir, ve que tengo visitas, al menos que vayan conmigo.
Ld –Sabes bien que la entrada es con invitación
Te –Entonces no podre ir.
Ld –Penélope piensa estrenar aquel vestido rojo que le compraste la vez pasada.
Te –mmm –dijo entre irritado y deseoso de ir.
Ld –Tengo una idea, vendré por ti a las 22:00 supongo que a esa hora ya no estarán despiertos los demás, y regresaremos antes del amanecer, que te parece?
Te –Esta bien, te veré afuera de la casa.
Ld –Si, oye por cierto recuerda que les gusta jugar y apostar, tienes que llevar dinero.
Te –Ya te he dicho que no tengo suficiente efectivo.
Ld –Lleva lo que tengas, con eso podrás empezar a jugar, y seguro ganaras, siempre lo haces.
Te –Esta bien, te veré en la noche.
Terry y Louis se fueron después de las 22:00, pero no regresaron a la hora prevista, después de las 9:00 en el comedor de la casa Beiker
Al –Wilson, y Terry?
Will –El señor Terry no durmió anoche en su habitación señor.
Al –Sabes a donde fue?
Will –No señor.
Al –Gracias.
Al poco tiempo alguien llamaba a la puerta, y una escena fue reconocida por las personas que se encontraban en el comedor.
St –Parece que acaba de llegar
Ar –Y en mal estado, otra vez
Albert notablemente molesto, no hizo comentario alguno y pidió a todos siguieran desayunando, cuando terminaron se dirigieron al jardín como hasta hoy era ya costumbre.
Ángela había entrado por un poco de agua, pues el calor era bastante, cuando pasaba por la biblioteca, vio la puerta entreabierta y escucho ruidos, pensó que Terry había llegado y quería sorprenderlo, así que sigilosamente se asomo a la puerta y vio cuando Louis tomaba dinero de la cartera de Terry.
Ang –Ese dinero es de mi tío Terry
Ld –De que estás hablando?
Ang –No debemos tomar las cosas de los demás.
Ld –No sé de qué hablas, -dijo sin importarle nada
Ang –Le diré a mi papa, que tomaste el dinero del tío Terry.
Ld –Si le dices algo a tu papa o a quien sea, no volverás a ver a tu tío Terry, entendiste?
Ángela abrió los ojos sorprendida y movió la cabeza en forma asertiva,
Ld -Así que márchate de aquí.
Louis pensó que con eso quedaría solucionado aquel asunto, así que retomo su camino, y subió para dejar a Terry en su habitación.
Terry se despertó antes del almuerzo, y aunque desconcertado y con dolor de cabeza, bajo para ver a sus amigos.
Te –Siento bajar tan tarde.
Al –Pues si apenas llegaste, de hecho no pensé que bajaras en todo el día.
Te –No podía faltar a ese compromiso.
Nl –Y tampoco dejar de beber?
Te –No comiences o …
Nl –O qué? Intentaras darme una paliza?
Te –Lo he hecho antes, no lo olvides
Nl –Pero tú olvidas que no soy el mismo.
Al –Basta los dos. Terry, a qué hora dijo Louis que vendría?
Te –Antes de la cena.
Al –Esta bien, Stear, acompáñame a la biblioteca.
St –Si
Dentro de la biblioteca.
St –Seguiremos con el plan?
Al –Si, llama al jefe de policía.
St –Estas seguro?
Al –Tenemos que detenerlo hoy mismo.
Poco después un oficial de policía llego y hablo con Albert, el cual le pidió que esperar para poder terminar todo con Louis.
Louis llego a la hora esperada y entro a la biblioteca con los papeles acordados, después de un rato comenzó a sentirse frio en el ambiente.
Ángela y Keyna, habían subido a la habitación donde se encontraban Ángela y sus padres y como es costumbre entre los niños perdieron la noción del tiempo jugando con las joyas de Candy.
Ángela se había puesto el collar con la insignia Andrew, que le obsequio Albert para el día de la presentación de ambos, mientras jugaban, fueron llamadas por Candy, Ángela salió a la escalera a responder al llamado.
Ang –Estamos en la habitación mama.
Ca –Bajen por favor, no deben estar solas allá arriba.
Ang –Si mama, iré por Keyna y bajaremos.
Ca –Esta bien, las esperaremos.
Ld –Tengo algo de frio, Terry, puedo subir por mi chaqueta? La deje esta mañana en tu habitación.
Te –Si, sube.
Ángela había regresado rápidamente a la habitación pero se dio cuenta de que el collar de su madre había caído de su cuello, así que regreso a buscarlo por el pasillo, desde donde vio subir a Louis quien vio el collar de Candy tirado al pie de las escaleras, y lo tomo, guardándolo en su bolsillo.
Ld –Otra vez tu, -dijo tratando de ignorarla
Ang –El collar que guardaste en tu bolsillo, es de mi mama, me lo das por favor.
Ld –No te daré nada
Ang –Le diré a mi papa. –dijo molesta.
Louis se puso furioso por aquel reto que le hacían, así que le dio un bofetón a Ángela y la tiro al suelo, la pequeña comenzó a llorar y Keyna la escucho.
Ke –Ángela? Porque lloras?
Louis se vio sorprendido por Keyna y tomo fuertemente a Ángela del brazo, acercándola a él.
Ld –Si dices una palabra, le pegare muy fuerte a tu prima, así que de esto ni del collar dirás una sola palabra, ni ahora ni nunca, o regresare por tu primita.
Ang –No diré nada, -decía con llanto y palabras entrecortadas.
Ke –Ángela?
Ld –Contéstale, y ya sabes, ni una sola palabra.
Ang –No
Ld –Contéstale entonces.
Ang –Aquí estoy?
Ke –Que te paso?
Ld –Se cayó, verdad, pequeña?
Ang –Si.
Ke –Vamos para que te vea mi tía Candy.
Ang –Si.
Louis bajo nuevamente a la biblioteca y Ángela y Keyna bajaron y cuando vieron a su familia, Ángela corrió al lado de Candy y se abrazo fuertemente de su pierna y comenzó a llorar sin querer soltarla.
Ca –Que sucede Ángela? Que tienes mi vida?
Ke –Se cayó.
Ca –A ver, vamos a ver, donde te pegaste?
Ángela no quería soltarse de Candy y no quería verla a los ojos, pues le habían enseñado que mentir no estaba bien, pero no quería que ese hombre le pegara a Keyna, así que lloraba por no saber qué hacer.
Después de unos minutos, Ángela no se calmaba y aunque fue revisada por Candy sin encontrar nada, más que un ligero enrojecimiento en su mejilla, continúo llorando, lo que preocupo más a todos.
Ca –Hija, por favor, cálmate, dime donde te duele, donde te pegaste.
Como la pequeña no decía nada, Candy simplemente la levanto en brazos y la cargo dando una vuelta en el jardín sin decir nada, tan solo para esperar que ella se tranquilizara, después de un rato, la pequeña se quedo dormida en brazos de Candy.
Pa –Keyna, tu sabes con que se pego Ángela?
Ke –No, el amigo del tío Terry dijo que se había caído.
An –Te refieres a Louis?
Ke –Si
Ellas voltearon a verse algo consternadas.
Ángela había sido depositada en una de las sillas del jardín mientras dormía, las chicas y los Wellington conversaban mientras los jóvenes se encontraban en la biblioteca.
Ca –Espero que en otra ocasión el viaje sea mucho más tranquilo.
An –No han sido las mejores circunstancias para venir.
El –No se preocupen, viajaremos juntos en otros ocasiones, esto no tiene importancia.
Pa –Pero no hemos podido disfrutar de ningún paseo tranquilo
Hy –Pero es muy reconfortante ver como se preocupan por su amigo, es algo loable de su parte.
Ca –Terry es parte de la familia.
Cs –Entonces con mayor razón ha sido agradable venir.
An –Porque lo dices?
Cs –Porque ahora que también somos parte de la familia, ya no estamos tan solos lejos de casa.
Jajaja
Ca –Créeme cuando te digo que pueden contar con nosotros en cualquier momento.
Hy –Nosotros decimos lo mismo.
Más tarde, Candy había subido a su habitación para traer una manta y tapar a Ángela, al entrar vio que algunas de sus joyas estaban sobre la cama, lo cual la preocupo principalmente por la presencia y los antecedentes de Louis
Revisando sus joyas se dio cuenta de que faltaba el collar con la insignia Andrew, recordó que las niñas jugaban allí, así que bajo para preguntarles.
Ca –Ángela, cielo, despierta por favor.
Ang –Mande.
Ca –Keyna, tu y Ángela estaban jugando en mi habitación, con que jugaban?
Ke –Con tus joyas.
Ca –Ángela, cuales tomaron?
Ángela bajo la vista y no dijo nada, pero Keyna respondió.
Ke –Todas.
Ca –Ángela, me falta el collar de la insignia de la familia, la del águila que tanto te gusta, sabes donde esta?
Ángela no respondió y no quería levantar la mirada.
Ca –Hija, tienes tu el collar o sabes donde esta?
Ángela no respondió.
Ca –Contéstame por favor.
Ang –Yo no lo tengo.
Ca –No quiero mentiras, sabes bien que mentir no es bueno, recuerda el cuento.
Ángela comenzó a llorar nuevamente y dijo.
Ang –Yo no lo tengo, me dijo que no dijera nada, si no le pegaría a Keyna –decía mientras lloraba
An Pa Ca –QUE?
Ca –Quien te dijo eso? Dime todo lo que sucedió.
Ángela les conto lo que había sucedido con respecto al dinero de Terry y el collar y Candy se levanto furiosa, dispuesta a reclamarle a Louis por lo hecho a su hija.
An –Cálmate Candy, recuerda que ellos tratan de atraparlo de alguna forma.
Pa –Pero no podemos permitir eso, ellos tienen que saberlo.
Cs –Pero no pueden entrar ahora
El –Tengo una idea, Henry, el auto está afuera, cierto?
Hy –Si, que piensas hacer.
El –Le pegare al auto de Louis con el nuestro y tendrá que salir para ver el golpe, mientras tanto ustedes hablaran con ellos en la biblioteca.
Ca –Buena idea.
Eloise y Henry salieron de la casa y ella tomo el auto, dando un considerable golpe al auto de Louis, volviendo a tocar la puerta de la casa y diciendo al mayordomo lo que tenía que decir.
Toc toc.
Te –Adelante.
Will –Siento molestar, pero señor Louis, acaban de golpear su coche, tiene que salir
Ld –QUE? Mierd!, saldré ahora.
Louis salió rápidamente de la casa, Terry y los otros iban a seguirlo cuando fueron interceptados por Candy y las chicas.
Ca –Entren a la biblioteca.
Te –Ahora no Candy, acaban de golpear el auto de Louis y saldré a ayudarlo.
Pa –Es solo una distracción, entren
Te –Que? Que está sucediendo?
Candy y las chicas entraron con Ángela y Keyna, Candy abrazo a Ángela y le pidió que repitiera lo dicho anteriormente.
St –Que?, ese infeliz se atrevió a amenazar a mi hija? Ya vera…
Te –Eso no puede ser, Ángela porque estás diciendo eso
Ang –Estoy diciendo la verdad.
Nl –No es posible que le creas mas a ese tipo que a Ángela.
Te –Pero es que no puede ser..
Albert trataba de guardar la calma, con los puños cerrados sobre el escritorio y una cólera atroz, hablo.
Al –Silencio todos!
Todos guardaron silencio y…
Ar –Como puedes estar tan calmado, que no escuchaste lo que…
Al –Claro que lo escuche!, y créeme que le daré su merecido, nadie, nadie toca a mis hijos ni a mi familia, pero tenemos que ser más inteligentes, estamos a punto de concretar la trampa, así que será mejor que nos calmemos. Ahora, ustedes salgan y vayan al jardín, traten de estar calmadas, en cuanto firmemos esto llamare al oficial y todo habrá terminado. Terry necesitamos que confíes en nosotros.
Te –Pero debe ser un error.
Nl –Como puedes ser tan ciego?.
Al –Basta! Terry, confía en nosotros te demostraremos que es cierto lo que decimos, por favor guarda silencio de todo, de acuerdo?
Te –Si
Al –Archie, sal para ver que todo esté bien, y que vuelva a entrar Louis, quiero terminar ya con esto.
Ar –Si.
El –Lo siento tanto, no sabes qué pena contigo.
Ld –Fue un accidente, “podre sacar más dinero de aquí”, no tiene importancia.
El –Nosotros pagaremos los daños, que vergüenza
Ld –Tengo un amigo que es mecánico, el podrá arreglarlo, pero no se ve nada barato el golpe.
Hy –Por eso no hay problema, lo vez Eloise debiste dejarme conducir.
El –Si no hubiera sido por tu culpa Henry, me pusiste nerviosa
Archie salió, respiro profundamente y se coloco al lado de Louis.
Ar –Que sucedió?
Ld –Una tontería, nada de importancia.
Ar –Prima otra vez chocando autos?
El –Fue por culpa de Henry.
Ar –Lo arreglaremos después, Albert desea que terminemos con los papeles, desea terminar los negocios y estar tranquilo, porque no entramos?.
Ld –Esta bien.
Ellos regresaron a la biblioteca, Henry, Eloise al jardin, y todo continuo su curso.
Los papeles fueron firmados y Albert respiro profundamente, para guardar la calma, Stear, traerlo por favor.
St –Con mucho gusto.
Ld –Vamos a celebrar?
Nl –Si, celebraremos –dijo irónicamente, mientras Terry guardaba silencio.
Toc toc.
Cuando el oficial y Stear entraron, Las chicas y las niñas entraron detrás.
Al –Oficial, aquí están los papeles, el es Louis Deneuve.
Oficial –Señor Deneuve, queda usted arrestado por fraude.
Ld –Acaso esto es una broma?
Ar –De ninguna manera, sabemos quién eres y lo que has estado haciendo, ahora que tenemos los papeles en la mano podemos mandarte a la cárcel.
St –No sin antes…
Stear volteo un derechazo a Louis quien cayó al suelo.
St –Esto es por amenazar a mi hija y golpear a mi sobrina, desgraciado…
Ld –No sé de qué estás hablando –dijo con una sonrisa burlona en los labios.
Al –Oficial lléveselo.
Ld –Oficial, si revisa usted esos papeles vera que no se ha cometido ningún fraude, falta una firma, lo que los hace inválidos, como dice en el último párrafo, así que aquí no se ha cometido ningún fraude.
Al –Que? Pero si acabamos de firmar todo, los he revisado.
Ld –Ve la ultima hoja, por la parte de atrás hay un lugar que no has firmado, así que estos papeles son inválidos.
Oficial -Tiene razón el señor Deneuve, esto no está finiquitado, no pueden levantar cargos así.
Ar –Diablos.
Nl –Pero las drogas, eso tiene que servir de algo.
Ld –Yo no porto ni consumo drogas, no pueden acusarme de eso.
St –Pero se las has dado a Terry en todos sus tragos, y le has robado dinero.
Te –Como?
Ld –No tienen pruebas de eso.
Nl –Pero si las tienes en tu casa.
Ld –No pueden registrar mi casa sin una causa, ni una orden, y aquí no la hay.
Oficial –Es cierto
Ar –Pero entonces, algo tenemos que hacer.
Ld –jajaja, estúpidos no pueden acusarme de nada.
Al –Aquí tenemos los papeles con tus antecedentes, te buscan en varios estados.
Ld –Si llama usted a su oficina oficial, vera que ninguno de esos cargos han sido comprobados.
Te –Louis, entonces tu, cómo pudiste?, eras mi amigo.
Oficial -Tiene algo que lo comprometa mas, alguna prueba.
Nl –En que nos equivocamos?.
Te –Como pudiste pegarle a la niña? Eres un maldito.
Ld –Siempre tiene que estar donde no la llaman, es su culpa.
Al –Como te atreves! -decía Albert mientras trataba de golpearlo, pero fue detenido por el oficial.
Oficial –Deténgase señor Andrew, este tipo puede levantar cargos si usted lo golpea, no le conviene.
Ca –Piensen en algo que demuestre que es culpable, no puede irse así.
Ángela recordó que en el bolsillo de ese hombre, estaba guardado el collar de Candy y abriéndose paso entre los adultos, se puso al frente del oficial y dijo fuertemente.
Ang –El tiene el collar de mi mama en su bolsillo, y no me lo quiso devolver, eso es robar.
Ca –Es cierto, mi collar.
Louis se sintió acorralado y tomo el arma del oficial apuntando a Ángela.
Ld –Maldita niña –y disparo
Te –No! –Terry se lanzo sobre Ángela para evitar que el disparo la lastimara.
Ca –Ángela! Hija!
Al –Ángela, Terry!
Todos gritaron y se resguardaron, el oficial le quito el arma al tipo y entre él y Neal lo detuvieron.
Candy tomo a Ángela y la reviso
Albert se acerco a Terry lo levanto recostándolo sobre sus brazos y le hablo.
Al –Terry, Terry.
Te –Ángela? –decía en voz baja y pausadamente.
Ca –Esta bien, no tiene nada.
Te –Perdóname por todo hermano –dijo, y cerrando los ojos cayó en brazos de Albert
Al –Terry –dijo bajando la mirada hacia su amigo y cerrando los ojos con un profundo dolor, guardo silencio al igual que los otros.

LEER SIGUIENTE CAPÍTULO

Comentarios

comentarios

Check Also

Un día de luna de miel 2

Un día de luna de miel (2) Por Manzana9 Otro día más de la luna …

11 comments

  1. no! no mates a terry! por favor! buen capitulo 🙂 pero q no se muera! no tardes en subir el siguiente capitulo

  2. Noooooooooooooooo!!!!!!!!!! que no se muera Terry!!!!! No quiero que muera!!!!!!!!!!!!!

  3. woo me alegro que ayan atrapado aese ladron pero que pasara con terry no me dejes asi por favor estagenial tu historia sigue asi por fis no te tardes por favor solo e spero que terry este bien

  4. nooooooooooooooooo puede ser esooooooooo no lo aseptoooooooooo jamas….

  5. Nooooooooooooooooooooooo! Por favor, Terry no puede morir, no todo puede ser desgracia para ese galán. ya es hora de que conosca a alguien que valga la pena , no crees. Pleeeeeeeeeeeeeeeeeeeeease!

  6. Que capitulo!!! estaba yo que ni me queria mover, espero que todo esto no pase a mayores, terry no merece morir pleassss……

  7. Cali, creo que todos estaran de acuerdo conmigo y no vayas a matar a Terry, por favor. Esta historia es la mejor que hayas escrito y en mi punto de vista, este es un mal final para Terry, Ojala que nos hagas caso a todos tus lectores y salves a Terry Grandchester, ya que merece vivir una vida plena al lado de su madre, y ademas que encuentre el amor de su vida… podria ser Eloise, la prima de Candy, ya que es parecida a la protagonista. Asi que por favor… ¡Salva a Terry y juntalo con Eloise Wellington!!!

  8. NOOOOOOOOOOO…TERRY NO TE MUERAS POR FAVOR !!!!!!!!!!!…. NO SEAS TAN CRUEL NO LO MATES MEJOR AMPAREJALO CON ALGUNA DE LA PRIMAS DE CANDY….

  9. hay dios mio por favor no les pongas tristeza a esta familia k viva terry porfavor …k solo este mal herido tery y se ponga bien y k recapacite ..

  10. no,no,no,no no me vas a venira matar a Terry, no es justo, no ahora mismo me lo revives, por que el malvado no se suicido???, revive a Terryyyyyyyyyyy!!!

  11. Esto se esta poniendo color de hormiga!!! : o

Leave a Reply

Your email address will not be published.