Home / Fan trabajos / Inicia una nueva vida Capítulo 28

Inicia una nueva vida Capítulo 28

CAPITULO 28

 Pide con fe.

 

CuPadre Mateo, cura de la Iglesia

 

Mar –Candy bailamos?

Ca –Si

Todos siguieron en la fiesta y cuando la música paro y se anuncio que alguien cantaría, 3 jóvenes se acercaron al grupo y uno de ellos saludo a Jazmín.

Ce –Hola mi vida, ya llego tu enamorado.

Ja –Cesar! Déjame en paz, no soy nada tuyo.

Ce –Porque no has querido, pero yo aquí estoy.

To –Que la dejes en paz.

Ce –Otra vez tu güerito, no te dije que no molestes a mi novia?.

Ja –No soy tu novia, soy novia de Tomas.

Ce –Que?, eso sí que no te lo permito. –Y la tomo del brazo fuertemente para levantarla.

To –Suéltala, dijo –mientras le tiraba un puñetazo.

Los García y los Andrew juntos se levantaron y se pusieron listos por si algo sucedía, ya que Cesar y sus hermanos tomaron sus armas.

Po –Cesar Garza, guarden sus armas, y cálmate ya, o te largas.

Ce –Solo estoy defendiendo lo que es mío, jefe Cipriano.

Ja –Nunca he sido tuya y nunca lo seré.

DE –Cesar, basta, tú y tus hermanos vayan a comer a la cocina, y cálmense ya.

Ce –Si Doña Esperanza. -Y volteando a ver a Tomm le dijo –ya nos arreglaremos güerito.

To –Cuando quieras.

A las afueras del rancho:

Ra –Lo arruinaste todo, debiste haberte calmado, como le vas a hacer para que Cristina trate de conquistar al güerito?.

Ce –La esperaremos por aquí, y le diré que siempre no, a demás, no creo que vaya a venir. 

Después de que salieron de la casa, la música comenzó de nuevo y todos se sentaron tranquilamente, después de un poco de tiempo Tomm y Jazmín se perdieron de entre la gente, pero Albert no dejo de ver hacia donde se dirigían por si había problemas.

Ca –Que observas?

Al –Mira –y señalo en dirección del establo donde estaban entrando Tomm y Jazmín.

Ca –Tal vez le pida que sean novios.

Al –Tal vez.

Instantes después Albert vio que Cesar y sus hermanos se dirigían también hacia el establo.

Al –Candy, ve por los García, alcáncenos en el establo, Tomm puede estar en problemas.

Ca –Si

Candy se levanto y fue a buscarlos, Albert se levanto y hablo con un hombre con el que había estado platicando largo rato.

Al –Don Carlos, puede prestarme su arma un momento por favor?.

DC –Si Alberto, pero está cargada, cuidado.

Al –Si,

Y rápidamente se dirigió al establo, donde vio que Cesar jalaba a Jazmín y la ponía detrás de él, mientras sus hermanos sostenían a Tomm, y Cesar sacaba su arma. Albert se coloco en un lugar donde pudiera ver y disparar si era preciso.

To –Así serás valiente.

Ja –Suéltalo!

Ca –Tu cállate, y volteándole un bofetón la tiro!

To –Cobarde!

Ca –Si Jazmín no es para mí, no es para nadie, seré el héroe de la noche, escuchamos gritos, tú trataste de abusar de ella, yo te mate, pero entre tantos tiros, ella también murió.

Y preparándose para disparar fue sorprendido por un tiro que le quito el arma de las manos y Albert salió de su escondite.

Al –Creo que mejor te vas Cesar.

El tiro se escucho por los García y los Andrew que se aproximaban al establo.

Ji –Corran!

Los hermanos de Cesar sacaron sus armas y soltaron a Tomm, disponiéndose a disparar, cuando los otros jóvenes entraron.

Da –Suelten las armas.

Rubén y Ramiro las soltaron y levantaron las manos.

To –Ahora sí, tu y yo solos Cesar. Y un golpe llego a la cara de Cesar.

Candy llego hasta donde estaba Albert y lo abrazo preguntándole si estaba bien.

Al –Si, tranquila.

Mario y Ángel levantaron a Jazmín y trataron de hacerla reaccionar, mientras los demás hacían espacio para que Cesar y Tomm pelearan uno a uno.

Ramiro trato de meterse en la pelea pero Archie lo detuvo, por lo que Rubén ya no hizo el intento por moverse.

Al poco tiempo el jefe Cipriano y Doña Esperanza llegaron también.

DE –Basta ya.

Po –Cesar Garza, vendrás conmigo hasta que esto se aclare. Vamos.

Tomm algo golpeado se acerco a Jazmín para verla, y ella empezaba a reaccionar.

Ji –Quien fue quien disparo?

To –Fue Albert, él le quito el arma de las manos a Cesar cuando trato de dispararme.

Da –Se la quito de un tiro?

To –Si.

Ag –Pensé que habías dicho que no sabias disparar.

Al –Dije que no me gustan las armas, no que no supiera usarlas.

Ar –George nos hizo tomar clases de tiro a todos.

To –Pues tendré que agradecérselo.

DE –Vamos a la casa, para que curen a Tomas.

To –Candy lo hará verdad?

Ca –Si, vamos.

Al llegar a la casa entraron en la sala y Candy fue por su maletín, Azucena había ido a buscar al doctor que se encontraba en la fiesta, pero no era fácil encontrarlo, Candy comenzó a curar las heridas de Tomm, y fue cuando el doctor llego.

Dr. –Que sucedió, para que soy bueno?

DE –Para que cure las heridas de este muchacho.

El doctor se acerco y lo reviso y volteo a ver a Candy.

Dr. –Buen trabajo señorita, es usted enfermera verdad?

Ca –Si doctor.

Dr. –Pues entonces no hago falta aquí, ella ya se encargo. –y regreso a la fiesta.

Candy también vio el golpe que tenia Jazmín y le puso algo para que no se le inflamara.

Ji –Así que enfermera?, pensé que las niñas ricas no trabajaban.

Ca –Pues ya ves que algunas sí.

Al –Ahora entienden a que me refería con otras cualidades?

Da –Pues con una enfermera así, yo si me dejo curar.

DE –Darío, compórtate.

Da –Con todo respeto claro.

Jajajaja

DE –Tomas ya te siente mejor?

To –Si Doña Esperanza.

DE –Entonces regresemos a la fiesta.

Todos volvieron a la fiesta y siguieron divirtiéndose, no lejos del grupo había unas jóvenes que hablaban entre sí, sin dejar de ver a Archie, hasta que una de ellas se decidió a pedirle a Archie que bailaran, al principio el acepto sin ningún problema, pero las jóvenes se fueron turnando para bailar con él, cuestión que ya no le agrado a Annie.

An –“Esas chicas ya acapararon mucho a Archie, eso no me agrada”.

Archie simplemente bailaba, así que no se dio por enterado de que a Annie le molestaba esa situación.

Cuando todos salieron a bailar Annie se quedo sola con Azucena y Rosa, y un atractivo joven de la región le pidió que bailaran.

X –Señorita, me permitiría bailar con usted.

Azucena iba a contestar que no, pero Annie se adelanto.

An –Si, bailare con usted.

Y bailaron con los otros en el centro del tablón.

Ag –Arturo, ya sacaron a bailar a Anna.

Ar –Gracias. Y Archie comenzó a mirar con quien bailaba su novia.

Como Archie siguió bailando con las otras chicas Annie se molesto mas porque no le importo que ella bailara con otro.  Annie volvió a bailar con el joven y Albert fue por Archie.

Al –Creo que debes regresar a la mesa.

Violeta –Pero porque? si está muy a gusto con nosotras, es más, tu también deberías bailar  con nosotras.

Albert vio las intensiones del grupo de señoritas así que prefirió no darles entrada.

Al –Se los agradezco pero mi prometida me espera.

Violeta –Que lastima.

Lucia –Entonces seguiremos bailando con él, -dijo mientras tomaba a Archie para ir a bailar.

Albert regreso a la mesa y Annie se levanto para buscar al joven con el que había estado bailando, pero no para bailar, si no para ir por algo de beber.

An –Disculpa, me dio algo de sed, podrías acompañarme por un agua de Jamaica?

X –Claro que si con gusto.

El joven ofreció el brazo a Annie y ella lo tomo, y a propósito hizo que pasaran por donde Archie estaba bailando, él cual se dio cuenta de aquella situación y se puso más alerta para ver lo que pasaba.

Lucia –Sucede algo cariño?

Ar –No, nada.

Y siguieron bailando.

Otra melodía se escucho y otro baile comenzó. Annie se instalo con el joven en una mesa a platicar, o más bien a que Archie la viera, lo cual si sucedió.

Ar –“Porque esta con ese tipo?”

Violeta –Que sucede?

Ar –Nada.

Candy se dio cuenta de que Annie no estaba en la mesa y se disponía a levantarse por ella.

Al –A dónde vas?

Ca –Voy por Annie, no está bien que este allá, con ese joven.

Al –Espera, ella sabe lo que hace, deja que Archie vaya por ella.

Ca –Como?

Al –Archie se está pasando de sinvergüenza y Annie está molesta y espera hacerlo reaccionar, espera y veremos qué hacer.

Ca –Si.

Otro baile entre Archie y las jovencitas y el joven que acompañaba a Annie también le pidió bailar, cosa que ya no le gusto en nada a Archie.

Ar –“Se acabo esto ya es mucho”.

Sofía –Que sucede, estas bien?

Ar –Si, lo siento, tengo que regresar a mi mesa. Al llegar…

Al –Que paso ya te cansaste de bailar?

Ar –Quien es el tipo que esta con Annie?

Al –Un agradable joven que la saco a bailar, porque?

Ar –Porque ya es mucho, debió de regresar a la mesa desde hace un rato. –dijo molesto

Al –Igual que tu, o no?

Archie comprendió lo que Albert quiso decir y se quedo callado.  Al terminar la canción, Annie volvió a la mesa del joven que la acompañaba. Archie estaba furioso.

Al –Ve hacia allá y pídele que te acompañe, pero no hagas alboroto, tu tuviste la culpa.

Ar –Si, está bien.

Archie se acerco a la mesa y cortésmente saludo a las personas allí, y dijo: -Annie quieres regresar a la mesa conmigo, por favor?.

An –Si.

Los dos jóvenes se despidieron y regresaron a la mesa, se disponían a sentarse cuando comenzó la música nuevamente y Sofía regreso por Archie.

Sofía –Ven Arturo, vamos a bailar.

Ar –Gracias pero no.

Sofía –Vamos a tu hermana no le molestara que bailes con nosotras o sí?

An –No soy su hermana, soy su novia.

Sofía –Con razón, entonces está bailando con nosotras porque se ve que no eres la mujer que necesita.

Annie se quedo mirando a esa chica y tomo la copa de tequila que era de Archie y la bebió de un solo trago.

Annie se levanto y le dijo: Soy tan mujer como cualquiera que está aquí.

Todos en la mesa de Annie se quedaron sorprendidos de ver que estaba sucediendo.

Sofía –Pues demuéstralo linda.

Archie iba a intervenir cuando Annie lo jalo y lo sentó de un solo tajo y contesto:

An –No necesito demostrarle a nadie que tan mujer soy, si a Arturo no le gusta, puede quedarse aquí, yo regresare a Chicago y más de uno sabrá valorarme como mujer.

El joven que estaba bailando con ella se levanto y dijo –Aquí también Ana.

Archie abrió los ojos asombrado y molesto por aquella contestación, pero Annie prosiguió.

An –Así que decide de una vez, ellas o yo?.

Ar –Tú, eres la mujer que amo y te elijo a ti.

Annie sonrió después de escuchar eso y sin perder un segundo lo beso en frente de todos.

En la mesa de ellos se escucho a coro Pa To Ca –Annie! Con cara de asombrados. Todos los presentes gritaron y aplaudieron por aquella actitud decidida.

Sofía regreso con dos vasos de tequila y le ofreció a Annie uno.

Sofía –Te lo reconozco linda, eres mucha mujer. Salud!

An –Salud, y bebió el tequila.

Sofía regreso a su mesa y Annie se dejo caer en su silla.

An –como pueden beber eso? Quema!

Jajajaja

Ro –Pero el primero ni cosquillas te hizo, verdad?

An –Pensé que era agua.

Jajajaja.

Archie trato de abrazarla y.

An –Suéltame, estoy molesta contigo!

Ar –Pero…

La música comenzó a sonar y Albert pidió a todos que fueran a bailar, Archie lo miro como diciéndole que eso no sería posible y..

Al –Creo que necesitas ofrecer una disculpa.

Y los que estaban en la mesa y habían escuchado eso, se levantaron con cualquier pretexto para dejar solos a la pareja.

Ar –Annie, lo siento sé que no estuvo bien lo que hice y me disculpo.

An –Pero estabas muy a gusto bailando con ellas, verdad?

Ar –Pero tú eres mi novia y debí darte tu lugar, lo siento.

An –Me molesto mucho como esas chicas bailaban contigo y que tu estuvieras tan contento.

Ar –Si, tienes razón, fui un grosero contigo, debí regresar después de la primera pieza, no volverá a suceder, lo prometo, pero ya no estés enojada, si?

An –Esta bien, te disculpo, pero que sea la última vez.

Ar –Lo prometo!

Annie beso a Archie y cuando se separaron.

Ar –Ese beso me gusto tanto como el anterior, pero porque?

An –Porque ya entendí que mi timidez, no me está ayudando, y que si quiero que los demás sepan que te amo y  que me amas, es necesario que lo vean de vez en cuando.

Ar –Eso me parece muy bien.

Ambos se dieron un abrazo de reconciliación y todos comenzaron a llegar nuevamente a la mesa, una vez que estuvieron allí.

Ag –Ahora si Arturo “El que quiere dar picones, termina siempre picoteado”, verdad?

Ar –Eso mismo decía el papelito que nos dio aquella ave, pero que es eso de picones?.

Da –Celos.

Al –Fue hasta que viste a Annie bailando con aquel joven que te acordaste de que era tu novia verdad?

Ar –Si, me puse celoso, pero yo tuve la culpa!

An –Pero eso no volverá a suceder, verdad?

Ar –No ya no más.

Ro –Annie y el tuyo que decía?

An –No recuerdo bien, algo de la timidez que no va de la mano…

Ag –“La timidez y el amor no siempre van de la mano”

An –Si, eso precisamente.

St –Bueno pero Annie ya no es tan tímida verdad?

An –No, jajaja

Jajajaja

Archie volteo discretamente hacia Albert y le dijo:

Ar –Tú también deberías hacer caso a tu papelito.

Al –Y lo hare mañana, créeme.

Ro –Bueno pero ya es tiempo de ir a ver al renegado.

Los García y los Andrew se dirigieron al ruedo, donde habían llevado al caballo,  que relinchaba y saltaba demasiado, un animal hermoso, color caramelo grande y con mucha vida.

To –Quisiera probar primero.

Tomm intento montarlo, pero no pudo hacerlo.

Ca –Ese caballo lo que tiene es miedo.

Al –Ese caballo no nació aquí verdad?

Ji –No, Mario y yo lo encontramos un día que regresamos de Texas, estaba herido incluso hubo que traerlo en camastro, no pensamos que sobreviviría.

Al  -Ese animal lo que quiere es regresar a su casa.

Ca –Yo quiero intentarlo, puedo.

Da –Estas loca, te mataría si te acercas.

Al –Yo lo hare, y después tú te acercaras Candy.

Ca –Si.

Albert fue hasta donde estaba el caballo y a través de las vallas, le quito la silla que se fue al suelo, el caballo dejo de saltar tanto, pero aun estaba intranquilo, Albert tomo su tiempo para hablarle y acariciarlo, y el animal se calmo.

Todos lo veían sorprendidos.

Albert extendió su mano y Candy subió con él para acariciar al caballo, ella tomo una zanahoria del cesto que estaba cerca y se la ofreció, el animal la tomo con calma, Candy Bajo hacia el ruedo y le dijo a Albert que abriera el cerco, todos alrededor del ruedo estaban a la expectativa de lo que sucedería y otros estaban listos para saltar al ruedo y salvar a Candy.

Albert abrió el cerco y el caballo salió con calma dirigiéndose hacia Candy quien tenía otra zanahoria en la mano y se la dio, el caballo totalmente tranquilo comió la zanahoria mientras ella acariciaba su cabeza.

Ca –Tranquilízate, te vamos a soltar, ven.

Todo el ruedo estaba en completo silencio, pues no podían creer aquello, Candy y el caballo caminaron hacia la salida del ruedo y ella lo abrió y se hizo a un lado para que el animal saliera corriendo, el caballo camino unos pasos volteo a ver aCandy y ella le dio una palmada en el costado, el caballo relincho y se fue corriendo sin detenerse.

Entre aplausos y gritos todos festejaron aquel hecho, y regresaron a la fiesta.

Ro –No puedo creer lo que hicieron.

Da –Como sabias que el caballo no mataría a Candy.

Al –Por sus ojos, el sabia que nosotros no le haríamos daño.

Pa –Yo tenía mucho miedo.

St –Si lo note, casi me cortas la circulación de la mano.

Jajajaja.

Ji –Ustedes dos sí que se entienden, cuantas veces han hecho esto?

Ca –Es la primera vez.

Mar –Que? Alberto, como dejaste que ella se arriesgara así, estás loco?

Al –Ella tenía razón, el caballo solo estaba asustado, cuando se tranquilizo y ella lo acaricio el caballo no hizo nada y tomo la zanahoria tranquilamente, por eso supe que no le haría daño.

Ag –Si que confían uno en el otro.

St –Ellos siempre se han cuidado mutuamente, no harían algo que lastimara al otro.

Da –Eso si es amor!

Ca –Si, lo amo mucho, no me imagino sin él.

Al –Y yo sin ella.

Mar –Ya, ya, ya, nos van a dar envidia.

Jajajaja.

El resto de la tarde noche, fue cada vez más tranquilo, toda la gente se fue despidiendo, algunas de las personas que estaban allí, acordaron volver para firmar negocios con Doña Esperanza y Albert.

Ar –Esta sí que es una fiesta, después de esto las fiestas en Lakewood, serán muy aburridas.

Al Pa Ca –Si.

St –Tendremos que hacer algo para que no sean tan aburridas.

DE –Bueno, ya es hora de dormir, mañana iremos temprano a la iglesia, así que despídanse y a sus habitaciones, buenas noches.

Ca –Buenas noches Doña Esperanza y gracias por tan linda Fiesta.

DE –No hay de que hija.

Al siguiente día el gallo canto, y ahora no solo un joven se levanto temprano, fueron dos.

St –Buenos días Juanita, buenos días a todas.

Ju –Alejandro, buenos días, siéntate, temo que ya no podre yo darte de desayunar aquí en la cocina mi muchacho.

St –Porque Juanita, que hice?

Ju –Nada mi muchacho, solo que hay alguien que lo va a hacer en mi lugar.

St –Como?

Pa -Buenos días Alejandro.

St –Patty, tu aquí?

Pa –Si, Juanita me enseño a preparar los sopecitos con pollo, quieres?

St –Si, si quiero.

Pa –También hice un atole de guayaba.

St –Eso es lo que huele tan rico? Mmm.

Pa –Te parece si te doy el atole y una conchita con nata, para que al rato en el comedor pruebes los sopecitos?

St –Si, pero siéntate conmigo si?

Pa –Esta bien.

Al poco tiempo fueron llegando los muchachos, dos de ellos llegaron directo a la cocina, se escuchaba el alboroto desde el pasillo.

Mar –Yo soy mayor, la nata es mía.

Ag –Pero yo soy su consentido, así que es mía.

Y entre empujones y risas los dos entraron a la cocina.

Mar –Juanita, a quien le guardaste la nata de ayer?

St –Creo que ya les gane!

Ag –Alejandro! Eso es trampa, apenas acaba de sonar el triangulo.

Mar –Con que se levantaron?

St –Con el canto del gallo.

Ju –Ni modo mis niños, “Al que madruga Dios le ayuda”. Pero no sean burros, saluden.

Ag –Perdón, buenos días Patty, – acercándose a Juanita le dio un fuerte beso, -buenos días Juanita.

Mar –Buenos días a todos –Y también un beso para Juanita.

Los demás fueron llegando al comedor y tomaron sus lugares a la mesa, el desayuno transcurrió tan alegre como siempre.

DE –Bueno niños, apúrense que ya tenemos que irnos. Jaime, ve a ver si ya están los coches listos.

Ji –Si tía.

DE –Azucena, ve a mi habitación y trae mi mantilla, y la caja que esta sobre mi cama.

Az –Si madre.

Ambos jóvenes regresaron.

Ji –Solo están dos de los carros tía, dice Nicolás que ayer la tía Consuelo se llevo el otro.

DE –Es cierto, bueno las mujeres iremos en los carros y ustedes a caballo.

DE –Ana, Candy, Patty, vengan acá.

Las tres chicas se acercaron y Doña Esperanza saco de la caja que Azucena había traído, tres hermosas mantillas, y entrego una a cada una.

DE –Estas mantillas son para ustedes, para que las usen cada vez de que vayan a la iglesia, y cuando recen sus oraciones se acuerden de todos los que aquí los queremos mucho.

An –Muchas gracias Doña Esperanza son muy lindas.

Pa –Las usaremos con mucho cariño.

Ca –Y con mucho orgullo al decir que son Mexicanas.

DE –Bueno, vámonos ya.

Las mujeres y Stear entraron en los carruajes, y los muchachos montaron sus caballos, cuando los carruajes comenzaron a caminar, Jaime detuvo a todos los muchachos.

Ji –Perense, ahora si vamos a jugar una carrera al pueblo, el que pierda paga el tequila de la noche.

Ag –Donde será la meta?, pa que no haya trampa.

Mar –La casa de Doña Isabel, es la primera a la entrada del pueblo, la de color blanco y balcones rojos.

Todos –Si.

Da –Una, dos, fuera.

Y todos ellos salieron en sus caballos como almas que lleva el diablo.

DE –Estos ya empezaron con sus carreras, seguramente apostaron algo.

Jazmín en voz baja hablo con Candy.

Ja –Candy, recuerda que hoy tenías que hacer una llamada telefónica, traes el número?

Ca –Es cierto lo había olvidado, el numero lo sé de memoria, me puedes acompañar al rato para llamar?

Ja –Si, antes de irnos a la feria, vamos.

Ca –Esta bien.

Después de un tiempo, todos los jóvenes llegaron al pueblo. 

Da –Gane!

El último en llegar pero no por mucho fue Archie.

Mar –Ni modo Arturo, te tocara pagar el tequila de la noche.

Ar –Esta bien.

Ji –Tomas me diste batalla!, no pensé que fueras tan buen jinete.

To –Me defiendo Jaime.

Da –Amarremos aquí a los caballos, bajemos a dar una vuelta.

Al –Oigan, por aquí donde puedo comprar una imagen de la virgen de…

Ag –De la virgen de Guadalupe?

Al –Si.

Mar –La tienda de Don Evaristo es la mejor surtida, vamos.

Todos se dirigieron hacia allá,

Ji –Don Evaristo buenos días.

Evar –Buenos días muchachos, en que les puedo ayudar?

Da –Aquí nuestros amigos buscan una imagen de nuestra Virgen.

Los Chicos vieron algunas y al llevarla para que la empacaran Albert vio unas lindas cruces en el aparador.

Al –Estas cruces de que material son?

Evar –Todas estas son de plata.

Tomm y Archie se acercaron para verlas, y se voltearon a ver unos a los otros.

Al –Puede mostrarme esas dos que son iguales, por favor

Tomm y Archie pidieron también otros modelos que había de a dos, siguiendo la idea de Albert.

Ar –Y para Stear y Patty?

Al –Que te parecen aquellas de allá?

Ar –Si, están bien.

Mar –Ya llegaron las chicas y la tía, apresúrense.

Al -Nos llevaremos estas por favor.

Evar –Llévenselas así para que las bendiga el padre al final de la misa, aquí pueden guardarlas después, -dijo mientras les daba unas bolsas pequeñas de tela.

To –Gracias.

Evar –Pueden dejar aquí la imagen, se las enviare al rancho mas tarde.

Ar –Gracias Don Evaristo, nos veremos luego.

Salieron de la tienda y llegaron al atrio de la iglesia.

DE –Donde estaban?

Ji –En la tienda de Don Evaristo tía.

DE –Ya va a empezar la misa, entremos.

Todos entraron a la iglesia y escucharon misa, al final el padre dijo.

Y recen fervientemente recuerden lo que dice el dicho! “Pide con Fe y se te concederá”

Stear levanto la cara al escuchar esa frase y se quedo sorprendido.

La misa había terminado, la mayoría de la gente salió y los García y los Andrew se encontraban en el atrio.

Al –Ángel, donde podemos pedirle al padre que bendiga estas cruces?

Ag –Yo los llevare, vengan.

Tomm, Albert, Archie y Ángel jalaron a Stear para regresar a la iglesia.

St –A donde vamos?.

Ar –Tú ven con nosotros.

DE –A donde van esos muchachos?

Darío le explico en voz baja a donde iban y ella se encargo de entretener a las chicas.

DE –Niñas iremos al Kiosco por una nieve, vamos.

Ca –Pero faltan Albert y los demás.

DE –Nos alcanzaran allá, vamos.

Adentro de la iglesia Ángel hablo con el cura, y él con gusto salió a ver a los muchachos.

Cu –Buenos días muchachos.

Todos –Buenos días señor cura.

Cu –A ver saquen sus cruces.

Stear no entendía de qué hablaban.

Al –Toma Stear, compramos unas cruces de plata, estas dos son iguales una para ti y una para Patty.

St –A gracias.

Los muchachos colocaron las cruces en sus manos y el cura dijo una oración y las bendijo.

Cu –Son unos lindos regalos hijos, cuiden mucho a las personas a las que se las darán.

Todos –Si padre.

St –Padre?

Cu –Si hijo?

St –Supongo que en esta iglesia hay una imagen de la Virgen de Guadalupe.

Cu –Claro que si hijo, porque?

St –Podría llevarme hasta ella por favor?.

Ar –Yo te llevare.

Cu –Lo hare con gusto, ven.

St –Gracias padre.

Ambos se dirigieron hacia la imagen.

Cu –Supongo que querías preguntarme algo hijo?

St –Si, yo perdí la vista hace más de un año, los médicos dicen que tal vez no la recupere, y tengo una novia a la que amo con todo mi corazón, pero dudo en casarme con ella, porque no quiero atarla a una vida con alguien como yo.

Cu –Mira hijo, creo que eso lo debe decidir tu novia, pero si lo que tú quieres es pedirle a la Virgen que te conceda el milagro de recuperar la vista, entonces hazlo por ti, no por retener o alejar a alguien de tu lado “Pide con fe y se te concederá”.

St –Esas palabras son la que me hicieron venir a pedirle su consejo, hace unos días uno de los pequeños pájaros que están en la plaza, me dio un papelito que decía exactamente eso.

Cu –Bueno hijo, aquí esta nuestra Santa Madre, habla con ella desde el fondo de tu corazón, ella sabrá escuchar las palabras sinceras y guiar tus pasos a lo que más te conviene, reza con fe hijo.

St –Gracias padre.

Stear se arrodillo donde le indico el padre, y durante unos minutos hablo con ella, con las palabras más sentidas y honestas que alguien pudo haber pronunciado.

Después de unos minutos Stear se levanto y el padre lo ayudo a regresar al lado de los otros jóvenes.

Ar –Gracias por todo padre.

Cu –No hay porque hijo, vayan con Dios.

Los muchachos salieron del atrio y ya no vieron a nadie allí.

Ag –Hey pilón, sabes a donde fue mi tía y mis primas?

Pilón –Si, están en el Kiosco.

Ag –Gracias.

Al –Seguramente fueron por una nieve, desde que llegamos hemos probado todos los sabores.

Los jóvenes llegaron con las señoritas y los otros muchachos, cada uno se coloco al lado de su novia y probaron de la nieve que cada una tenía.

El resto del medio día lo pasaron todos juntos, ya para la tarde…

DE –Bueno muchachos, pueden ir a la feria, yo me iré a casa de mi hermana Consuelo y regresare en uno de los carruajes. Ustedes conserven el otro, viajaran un poco apretados pero no es largo el camino, y los quiero de regreso antes de las 20:00 porque va a llover y va a estar haciendo frio más tarde, así que no se demoren más de esa hora.

Todos –Si.

Mar –Acompañare a mi tía a casa de la tía Consuelo, los alcanzare en la feria.

Los demás jóvenes se dirigieron a la feria, juegos, comida, música, todo un mundo nuevo para los Andrew.

Ar –Creo que lo del tequila lo dejaremos para después, siendo que nos esperan en el rancho a las 20:00

Ji –No hombre, no me dirás que ya te estar rajando?

Ar –Como?

Da –Que ya te estás arrepintiendo de pagar tu apuesta?

Ar –No pero, como le vamos a hacer?

An –“Más vale pedir perdón que permiso”.

Ja –Mi mama se va a su habitación exactamente a las 20:00, con que lleguemos un poquito mas tarde nosotras, ella no se enterara de que ustedes no están.

Da –Esa es mi prima.

Ja –Pero ustedes van a cuidar de que Tomas y los demás no se metan en problemas verdad?

Ji –Hay sí, Tomas Tomas.

Jajaja

Mar –Huy que grupo tan aburrido, a ver esos Andrew y García, vamos a bailar.

LEER EL SIGUIENTE CAPÍTULO

Comentarios

comentarios

Check Also

Caminos del destino Capítulo 33

CAMINOS DEL DESTINO POR SHELSY Capitulo 33   Rencor La luz del sol iluminaba la …

3 comments

  1. super buena ya me los estoy imaginando en que problemas se iran a meter estos muchachos deseguron van a terminar en el establo y las chicas los van a despertar con un valde de agua fria y como dice la abuela Marta que emocionante.

  2. me gusta como estan de unidos y que se diviertan, pero aqui este fic ya me esta torturando la conciencia 😛 y es que repudio las cosas religiosas por costumbre y tradicion que por conocimiento profundo verdadero de las cosas… honestamente creo que los dialogos son muy a la mexicanada, no puedo imaginarme a Albert pidiendo bendicion por cruces, eso no seria algo que va con el, para emepezar en la cultura anglosajona no acostumbran esas cosas. y esto suena mas a la tipica cultura mexicana… la virgen de guadalupe es algo que tampoco le va a la historia, me gustaria que hubieras dejado eso al margen. tu vocabulario al estilo mexicano a arruinado la originalidad de los caracteres, por eso digo desde que estos chicos se fueron a mexico las cosas en tu fic han cambiado dramaticamente y el sentido se ha tegiversado y transformado de forma muy tajante… me gusta el fic, pero este capitulo no me gusto para nada 🙁 en lo personal esas cosas me caen mal, idolatria, emborracharse, adivinacion, pelear con pistolas, el machismo, las zorras que se mueren por un rubio y le faltan al respeto a la novia, cosas asi, esto es muy latino sobre todo mexico tiene esa fama, y para mi esto no es de alabarse. yo en lo personal no tolero el machismo, y tampoco que las mujeres sean perras detraz de un rubio, cosa que me cae reeeeeeee mal de los hispanos… esto solo me trajo a memoria cosas sucias que he visto de esta indole en la realidad y son muy desagradables…. creo que muchos se aburririan al leer tu fic despues que se fueron a mexico. para un publico internacional no es muy bueno hacer alardes de culturas en especial, has resaltado mucho cosas mexicanas mas que el mismo origen americano y escocez de los caracteres…. para mi tu fic seria perfecto si pusieras al margen algunas cosas, no es para ofendete, no trato de ofenderte, solo soy honesta ya que me gusto mucho tu fic y pues se ha vuelto tedioso para mi a partir de este capitulo :(….. pero la razon del porque ya te las di… me gustaria que hubieras guardado a los caracteres principales como son, y no transformarlos tan dramaticamente a lo mexicano. como actuo Annie, eso que ella hizo de beber tequila de un solo, esto es puro de mujer mexicana, y para mi esas cosas dan mala imagen a la mujer mexicana. conociendo a los anglosajones, ellos no se sienten atraidos por mujeres de esta indole.

  3. Esto cada vez se pone mas emocionante!! 🙂

Leave a Reply

Your email address will not be published.